Follow by Email

PINCHA SOBRE ESTA IMAGEN PARA VER VÍDEO (Booktralier)

PINCHA SOBRE ESTA IMAGEN PARA VER VÍDEO (Booktralier)
Puedes adquirir el libro enviando un mensaje a huellasjudias@gmail.com

martes, 10 de julio de 2012

PALABRAS DE LAO TSE (1)



El verano es buen tiempo para meditar. Meditar es dejarse llevar por una idea, una frase o una imagen hasta que el cerebro entra en un estado de reposo mental. Entramos en una especie de niebla, y esa niebla esta llena de un "darse cuenta". Para Lao Tsé lo mas importante es darse cuenta o ser consciente del Tao. Lo escribió hace más de 2500  años.


El Tao es innombrable, así que todo  lo que digamos de él no es más que el intento imposible de poner en  palabras algo que está por encima de cualquier palabra. Es la fuente, el origen de todo, lo absoluta, infinita y eternamente presente y consciente de sí mismo. Está en todo lo que vemos y en lo que no vemos. Llamarlo Dios es reducirlo a un concepto demasiado simple y simplificador, tanto como llamarlo el boson de Higgs.

El libro del Tao Te Ching ha sido casi siempre muy mal traducido. Yo he encontrado una versión de Stephen Mitchell que está bastante bien. Copio algunas frases y pensamientos que  me han interesado especialmente:


Iris spuria. Iridáceas.

Lo eternamente real es innombrable.


El ser y el no ser se crean mutuamente


Practica el no-hacer
y todo ocupará su propio lugar.


Permanece oculto, pero está siempre presente.      


Está desapegado de todo,
por eso es uno con todo.
Porque se ha desprendido de sí,
su plenitud es perfecta.


Haz tu tarea, después retírate.
He aquí la única senda hacia la serenidad.

¿Puedes distanciarte de tu propia mente
para así comprenderlo todo?


La esperanza y el miedo son fantasmas
que surgen de pensar en el yo.
Cuando dejamos de vernos como un yo, 
¿qué hay que temer?


Si no conoces la fuente,
tropiezas con la confusión y la pena. 
Cuando conoces de dónde provienes,
de modo natural te vuelves tolerante, 
desinteresado, divertido, 
de corazón cálido como una abuela,
digno como un rey.
Inmerso en la maravilla del Tao
puedes afrontar cuanto la vida te brinda;
y cuando la muerte llega, estás dispuesto.


Desde antes de que fueran el tiempo y el espacio,
el Tao es.
Está más allá del es y el no es.
¿Cómo sé que esto es así?
Miro en mi interior y veo.

Helianthemum almeriense. Cistaceae.

Publicar un comentario